De Guatemala a Guatepeor

Escrito por Antolín Pincha aquí para preguntar

13 de diciembre 2010

De Guatemala a Guatepeor

Los mercados latinoamericanos, europeos y asiáticos experimentaron decentes subidas liderados por Shanghái. Este ultimo subió casi un tres porciento después que los mandatarios comunistas (solamente de nombre) decidieran subir las provisiones bancarias en vez de subir los tipos de interés y así enfriar un poco la economía a través del enfriamiento del crédito. Quizás percibieron que la subida de los tipos de interés frenaría excesivamente el crecimiento económico que los mandatarios necesitan desesperadamente para mantener al pueblo satisfecho y en consecuencia mantener el sistema actual en su lugar, así como el poder de los que lo rigen. Los mercados americanos también lideraron las subidas europeas, puesto que cuando las bolsas europeas cerraban, los mercados americanos también experimentaban subidas decentes. Sin embargo, durante la última hora de negocio estos decidieron corregir. El Dow Jones y el S&P cerraron prácticamente en tablas con menor volumen de negocio mientras que el Nasdaq se mantuvo indeciso durante toda la sesión, pero a última hora, en contraste a sus hermanos, experimento bajas del 0,5% con mayor volumen de negocio. Muchos de los valores que arrastraron al Nasdaq fueron como los que mencioné en el cierre del viernes, irracionalmente sobrevalorados. Si el Nasdaq continuara esta tendencia con respecto a sus hermanos, esta seria una forma válida de combatir la enfermedad producida por su exceso de salud, aunque dudo que esto ocurra.

El dólar bajo con fuerza, especialmente con respecto al euro que subió casi tres céntimos. Tres céntimos, tanto al alza como a la baja, normalmente es considerado un movimiento brutal en los mercados de intercambios de divisas. Pero en estos tiempos de política monetaria errónea – por parte de la mayoría de los bancos centrales imprimiendo papel hasta que se acaben las selvas, donde las escaramuzas entre ellos están a la orden del día y las contraseñas son sálvese quien pueda y mariquita el último –  tales movimientos son normales y también son síntoma de la inestabilidad del mundo al encontrarse entre dos crisis. Mirando hacia atrás por encima del hombro, se puede observar que a través de los últimos treinta años las crisis van progresivamente disminuyendo las distancias y aumentando la intensidad. Ante este prospecto, no quedando otro remedio sino pensar para sobrevivir, seria mejor, más saludable y cómodo no pensar en las consecuencias del futuro. Muchos de nosotros vivimos una niñez y adolescencia merodeando las tapias del hambre que progresivamente fuimos mejorando a costa de nuestro esfuerzo y del de nuestros padres. Me da miedo de pensar que nuestros hijos pudieran experimentar las mismas vivencias pero al revés.

Tenía programado escribir acerca del desarrollo de los precios de las materias primas, energía y alimentos básicos durante los últimos años y sus posibles consecuencias para las economías y la sociedad, pero por hoy se me acabó el tiempo, las ganas y después de la ultima frase del párrafo anterior, también la motivación; quizás mañana.