La Piedra Filosofal 3 (El Gurú)

Escrito por Antolín Pincha aquí para preguntar

21 de julio 2011

Dado que varios gurús se refieren a él con el seudónimo de camarada, cariñosamente le he apodado el comunista, no porque haya nacido detrás del telón de acero ni porque forme parte del politburó, ni tampoco porque su ideología política se incline hacia las reliquias retrógradas de la Habana, Caracas o de Moscú del antaño. Al contrario, es capitalista y de los auténticos y consigue el éxito a través del trabajo y la dedicación requerida por el privilegio que conlleva formar parte de la elite de su campo. Su nombre es Harris Kuppy. Es el gurú más joven de los que sigo y leo. Aunque su trayectoria como inversor es también joven, si lo comparamos con el éxito del resto de nuestros gurús durante los primeros 10 años del trayecto, Kuppy es posiblemente el que más éxito ha tenido. En el caso de Kuppy hemos hecho una excepción, puesto que generalmente para que un “gurú” forme parte de nuestros gurús, debe tener una trayectoria demostrada, documentada y respaldada por un mínimo de 20 años de señalado éxito como inversor.

Harris no utiliza una filosofía común a la mayoría de inversores o incluso a otros gurús, su metodología es buscar y rebuscar, viajar y si es necesario revolver el mundo para localizar lo que nadie ha descubierto. Busca compañías diminutas e insignificantes con una gran visión de plan de negocio que a la vez se vean favorecidas por fuertes vientos macroeconómicos y que operen en un entorno de poca o ninguna competencia. Después de haber estudiado y concluido que una compañía reúne las condiciones de su criterio, el último y más importante requisito para decidir si invierte en ella es que la administración de la compañía en su punto de mira ha de pasar por la exigente palestra del gurú. Viaja hasta la sede de la compañía, se reúne con los directivos y con los delegados, visita las instalaciones o fabricas o lo que sea que la compañía produzca o sirva, hace mil preguntas, estudia los libros, examina el punto de vista y plan de crecimiento de los ejecutivos, estudia las trayectorias de los ejecutivos, examina sus motivaciones personales y pregunta los sueldos y opciones tanto de ejecutivos y delegados.

Cuando las estrellas se alinean correctamente bajo las exigencias de su universo Kuppy da el paso definitivo y firme. Una vez que toma la decisión, no le importa ni un bledo lo que hagan los mercados en cuanto a las acciones de la compañía de sus pupilas. Sabe que los mercados suben y bajan y no le importa ir perdiendo de manera temporal porque sabe que lo que bien está bien parecerá y que a carrera larga el galgo pilla a la liebre. El esquema de su estrategia de su actual inversión comprende la inversión de un porcentaje importante en oro físico y el ETF del oro GLD, y el resto en picos y palas (utilícese la expresión como referencia de lo que se escribió en el primer artículo de esta serie –La Piedra Filosofal-  y no literalmente). No invierte en minas de metales preciosos ni de otra cosa porque dice que la industria minera es muy difícil de analizar por causa de que entran en juego muchos factores que a menudo los ejecutivos de tales no pueden controlar ni predecir. A cambio, invierte en compañías perforadoras que son contratadas por las minas para detectar nuevos y mejores filones de los preciosos metales. También invierte en compañías que utilizan métodos especiales para encontrar nuevos depósitos de los metales mencionados. O sea, estas compañías están favorecidas por los favorables macro-vientos mencionados (que son los metales preciosos) y su estrategia de inversión radica en la periferia de tales macros -o sea, picos y palas.

Una de las compañías en la que está invertido y que mira con muy buenos ojos es una fábrica de papel que opera a nivel mundial y cuyas ventas en Europa superan el 60% del negocio de la compañía, en China el 25% y el resto en Norteamérica. Uno de los productos importantes para esta compañía es la producción y venta de papel higiénico. Y para infundirle un gramo de humor a este artículo, Kuppy dice que, basándose en los favorables vientos macroeconómicos del futuro divisable, cuando la mayoría de los chinos en China y los indios en India puedan permitirse el lujo de utilizar papel higiénico en vez de otras herramientas menos felices o mas toscas e inconvenientes, el negocio de esta compañía florecerá con la rapidez que florece una huerta china bien fertilizada. Por cierto, la compañía referida es Mercer International (MERC).  Está basada en Vancouver Canadá y cotiza en el Nasdaq Hoy a $10,18 -desde que Kuppy compró, ha subido el 25%. Sin embargo, sus ambiciones vislumbran que en un plazo de cinco años se multiplique por cinco. Estas son las ambiciones mínimas que Harris utiliza como baremo para cualquiera de sus inversiones.

Sin experiencia en el mundo de las finanzas, Harris Kuppy mientras estudiaba en la universidad empezó invirtiendo $50.000 dólares que para finales del mismo año se habían convertido en 1 millón. Mientras el mundo de las finanzas se caía durante el periodo de la segunda mitad del año 2000 hasta la primavera del 2003, Harris prosperaba como si la crisis de entonces no fuera sino una película de Hollywood en vez de una cruda y dolorosa realidad que afectaba a tantísimos inversores y otros ciudadanos. En vista del éxito y el prestigio acumulado durante aquellos años y del verdadero acoso de los tan impresionados familiares, amigos y conocidos, en el año 2003 Kuppy decidió establecer un Hedge Fund en el que participarían todos los acosadores. Cinco años más tarde por $1 dólar invertido en el fondo del gurú, los participantes de su fondo podían cosechar $26. Durante la crisis financiera de la segunda mitad del 2008 y primer trimestre del 2009 cuando cundió el pánico se caía todo, el fondo del Comunista se vio afectado también pero en menor medida puesto que su cartera no contenía valores financieros ni dudosos. Sin embargo, a algunos de los acosadores originales, viendo el peligro pregonado por todos los medios de comunicación, les entro el miedo hasta los huesos y empezaron a redimir sus inversiones. Aunque Kuppy aconsejaba aguantar la marea y esperar a que escampara, aquellos seguían redimiendo acciones. Kuppy, al no poder negar las redenciones, tenía que vender acciones de la cartera del fondo a precios ridículos que a la vez le restaban las oportunidades de comprar a precios tan bajos. Aún así, ha sido capaz de capitanear a los que siguieron creyendo en él y transbordarlos de nuevo a cerca del $26 por $1 que se encontraban en el 2008.

A grandes rasgos este fragmento de currículum representa vagamente la historia del comunista que aquí nos interesa. Podría escribir acerca de él hasta que canten los gallos pero de momento es suficiente. El artículo de la semana próxima concluirá la serie de La Piedra Filosofal y escribiré sobre una compañía que el emprendedor Kuppy se ha “inventado/creado”,sobre ¿cómo se llama?, ¿dónde está ubicada?, ¿dónde se negocia?, su valor y que planes y perspectivas de negocio y de crecimiento tiene. Sujetaremos a la aún no desvelada compañía a los mismos rigores, análisis y baremos que Harry sujeta a las compañías antes de tomar la decisión de invertir en ellas. A partir de ahí, cada una que haga de su capa un sayo ¿Tienes Picos y Palas?

Si nuestro informático, Javi, quizás reduciendo los dos recuadros grises de “Nuestra cartera desde Enero 2011” y “Tendencia actual de la Bolsa” me crea tres espacios adicionales, haré una analítica de nuestra cartera para que muestre el porcentaje de ganancias o pérdidas desde enero del 2010, y otra que se remonte 3 años – o sea, enero del 2008, esta última reflejará la totalidad de la crisis. Aunque todavía no he hecho el análisis, podéis estar seguros de que os vais a sorprender de la calidad de los valores. Por otra parte, como habréis observado, el oro/plata sigue subiendo. ¿Cuándo os vais a dar cuenta que la dirección del oro dibuja y seguirá dibujando en la gráfica http://www.the-privateer.com/chart/gold-pf.html una cuesta que empezó a la izquierda y continua sin prisa pero sin pausa hacia la derecha? Aún no es tarde, si buscáis en el buscador de arriba a la derecha El Son de la Calavera veréis que apenas acaba de comenzar ¿Tienes Oro?